Embarazo aborto adolescentes

Embarazo aborto adolescentes: El aborto de las adolescentes, por Pedro Bengoechea Garín

Aborto y otras muertes

¡Vaya si viene más aborto y, además, el aborto de menores! Y de la forma como viene, no son pocos, quienes, siendo mínimamente conscientes y responsables, más que rasgar las vestiduras y hacer de plañideras (como señalaba alguno), lamentan seria y profundamente la muerte, a veces, atroz de seres más indefensos y vulnerables; de la misma manera que lo hacen, no silenciando o quedándose indiferentes, ante el horror de la muerte de tantos otros, cuyos cuerpos escuálidos por el hambre o destrozados por los efectos de la guerra, aparecen en el escenario diario de los medios de comunicación.

No creo que exista tanto desconocimiento, incoherencia o cinismo en el pueblo español como para discriminar las atrocidades que se cometen, que siempre tienen un denominador común: la inhumanidad de los que así obran. Lo que sí existe, cuando tienen lugar tales atrocidades, es la misma reacción de rechazo y condena por parte de todos. Es el primer paso en un largo proceso que nos tiene que llevar a la eliminación de todo aquello que nos destruye: el aborto, la guerra, el hambre, la injusticia…

Los postulados de la ideología de género

 

En consecuencia, nunca el aborto puede ser un derecho, sino un deber para todos de no permitírnoslo. Cuando una sociedad empieza a considerar el aborto un derecho, y sus gobernantes lo facilitan poniendo los medios necesarios para eliminar a los no nacidos, es que algo marcha muy mal y se produce una verdadera inversión de valores. Es la sociedad contra si misma. Muy mal van las cosas cuando se está poniendo en marcha el potencial de la técnica y de la ciencia al servicio de la cultura de la muerte. Malamente se camina cuando un Ministerio, imbuido de la ideología de género, aboga por un derecho a la salud sexual y reproductiva que, paradógicamente, incluye el aborto procurado y libre, y para más desfachatez, en menores de edad sin consentimiento paterno.

 

Con la misma ideología se procura igualmente la destrucción de la maternidad en pro de la liberación de la mujer; o el derecho a determinar la propia identidad sexual, a escoger cuándo y con quien engendrar y criar hijos sin distinción de orientación sexual. Constituyen éstos algunos de los postulados de la ideología de género asumidos claramente por los actuales gobernantes de nuestro país. Lo cierto es que la impunidad con que podrán abortar las adolescentes de 16 años sin contar con sus padres y, consiguientemente, sin su asesoramiento y apoyo, ha encendido todas las alarmas, producido una convulsión social y especialmente pavor en los padres, que no dan crédito a semejante barbaridad. De cualquier forma que se considere esta mala ocurrencia, está expuesta a consecuencias imprevisibles y nefastas.

Contraindicaciones psicológicas

 

Los 16 años figuran como período psicosociológico de transición entre la infancia y la adultez, en el que no se es niño pero tampoco se tiene el estatus de adulto. De ahí que la personalidad del adolescente que incluye, principios y valores, el autoconcepto y la autoestima, la identidad personal, los roles y los estereotipos, la conducta social y sexual, incluso el razonamiento moral, son más propios de una etapa de transición que de término, a la que le falta por culminar los procesos de desarrollo en la etapa ulterior del adulto. Son cuestionables a esta edad de los 16 años la identidad, como sentimiento de integridad personal en términos de coherencia y estilo propio de actuación, el autoconcepto como imagen integrada y diferenciada en medio de diferentes percepciones y expectativas, el posicionamiento firme y consciente frente a los estereotipos y prejuicios sociales, el razonamiento moral basado más en las expectativas del grupo social y de cumplir con las reglas, que seguir unos principios básicos, derechos y deberes fundamentales que rigen los comportamientos humanos.

 

Me parece que tales déficit o carencias no sólo no avalan suficientemente las exigencias de una procreación responsable, sino más bien se muestran muy proclives a desbaratar los planes de la naturaleza. ¿Habrá reflexionado seriamente en tales cuestiones la ministra de Igualdad? Pues no sólo para ella, sino particularmente para los legisladores y gobernantes de nuestro país debería ser éste un tema de indudable importancia.

Vota esta noticia

4 pensamientos en “Embarazo aborto adolescentes

  1. Yo

    ESTOY HACIENDO UN TRABAJO DE ESPAÑOL QUE SE TRATARÁ DEL ABORTO…
    PERO EN VEZ DE LEER “ESTO” … ESTOY VIENDO THATS SO TRUE!!!
    TROLLOLOLOLOLOLOLOL~

    Responder
  2. ROSMERY

    > QUE PENA QUE LAS ADOESCENTES NO TENGAN UN POQUITO DE TIEMPO PARA REFLEXIONAR SOBRE LAS CONSECUENCIAS DEL ABORTO …PIENSEN Y REFLEXIONEN.

    Responder
  3. sheila

    este texto es muy informativo nos va a ayudar mucho ahora en la adolecencia en la forma de cuidarnos y de prevernir cuando es la primera y ultima vez para no tener que ebortar en estos años que e vivido an muerto muerto muchas personas por abortos .

    Responder
  4. Maricruz

    mE PARECE QUE ABORDEN BIEN DE ESTE TEMA YA QUE HOY EN DIA EXISTE MUCHOS DE ESOS CASOS EN EL eCUADOR ES UN TEMA SUPER INTERESENTE PAR LOS JOVENES DE HOY

    Responder

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *